Angel Cabeza y Pedro Pablo Zegers junto a Alejandro Neyra (al centro) en la Biblioteca Nacional del Perú.

“Una de las primeras instituciones que nacieron de los movimientos libertarios en América son las bibliotecas, que surgen de la necesidad de poder acceder a la libertad de la razón y del pensamiento” , con esta acertada frase, Ángel Cabezas, director de la Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos de Chile, DIBAM, la mañana del pasado 28 de noviembre de este año, sintetiza el espíritu que inspira la ceremonia de recuperación de la dignidad nuestro país, luego de los violentos y avergonzantes actos de saqueo a la Biblioteca Nacional del Perú realizados durante la ocupación de las huestes chilenas en la mal llamada Guerra de Pacífico, conflicto que enfrentó a las naciones hermanas del Perú, Bolivia y Chile, todas ellas, fundadas bajo el gran sueño libertario de Francisco de Miranda y los próceres del movimiento independentista hispanoamericano.

Tal como consigna el portal de la DIBAM, la devolución contó con una ceremonia inicial el día 23 de noviembre en Perú, donde el director y subdirector de la DIBAM viajaron al país vecino hacer la devolución de dos ejemplares a don Alejandro Neyra, director de la Biblioteca Nacional del Perú: “Decisionum rotae lucanae diversorum auditorum cum decisionibus aliorum supremorum tribunalium & praecipue de Hyeronimus Palma” (1718); y “España Sagrada: Theatro geographico-historico de la Iglesia de España”, de Enrique Flórez (1747-1789).

Por otra parte, los representantes de la DIBAM, expresaron a través de este mismo medio, que esta iniciativa fortalecerá la iniciativa de este organismo en la formación de una red de trabajo intercambio y colaboraciones, con otras bibliotecas nacionales a lo largo de América Latina.

A la fecha, el país a través de la DIBAM, ha restituido a la Biblioteca Nacional de Perú cerca de 4 mil volúmenes de gran valor cultural.

Fuente: DIBAM